(Foto: @PrensaOaxaca2)

La grave situación financiera en la que prevalece Petróleos Mexicanos (Pemex) sigue siendo una prioridad para el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, por lo que la federación aportará 5,000 millones de dólares (USD).

Esta mañana, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SCHP) informó que el Gobierno de México hará la aportación patrimonial como parte de los esfuerzos para fortalecer la estabilidad financiera de Pemex con la finalidad de mejorar su rentabilidad y contribución estratégica de largo plazo a la economía mexicana.

Hacienda detalló que esta aportación patrimonial será fondeada con los activos financieros depositados en la Tesorería de la Federación, por lo que, aclaró, la aportación patrimonial no tendrá impacto en la deuda neta del sector público de México o en el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público, los cuales son el indicador más amplio de la deuda neta del sector público.

Por su parte, Petróleos Mexicanos anunció la operación de pago y refinanciamiento de su deuda.

(Foto: Archivo)
(Foto: Archivo)

Mediante un comunicado, la empresa productiva del Estado precisó que «en línea con el objetivo de fortalecer las finanzas de la empresa y bajo el principio de endeudamiento neto de cero en términos reales» la operación en los mercados internacionales de deuda está estructurada en tres segmentos, que son:

  1. El Gobierno Mexicano realizará un inyección de capital a Pemex equivalente a 5,000 millones de dólares,
  2. <strong>dichos recursos se utilizarán para el prepago de los bonos de la parte corta de la curva de vencimientos entre 2020 y 2030.</strong>

2. Una nueva emisión de plazos de siete, diez y treinta años que se utilizará para el refinanciamiento de la deuda corto plazo.

3. Finalmente un intercambio de bonos para proporcionar apoyo adicional a los vencimientos de la parte corta, intermedia y larga de la curva, con el fin de suavizar el perfil de vencimientos.

(Foto: Especial)
(Foto: Especial)

De acuerdo con el comunicado, los recursos provenientes de esta operación se utilizarán para asegurar a Pemex una reducción en el saldo de su deuda, una mejora en sus indicadores de liquidez, reducir vencimientos a corto plazo y generar ahorros en los intereses pagados por la empresa, lo anterior a fortalecer la posición financiera de Pemex, en línea con lo establecido en su Plan de Negocios.

Pemex detalló que la operación cuenta con la participación de inversionistas de Estados Unidos, Europa, Asia y México, Los agentes colocadores de este instrumento son Goldman Sachs, J.P. Morgan, Citi, HSBC, Mizuho, Crédit Agricole y Bank of America.

Tras el anuncio, la calificadora Fitch Ratings señaló que la inyección de 5,000 millones de dólares a Pemex sigue siendo un apoyo «moderado» pero insuficiente para cambiar la situación actual de la petrolera.

Pemex se encuentra a un paso de perder su grado de inversión: Moody´s

Moody’s (Reuters)
Moody’s (Reuters)

Apenas el lunes, la calificadora de riesgos Moody´s advirtió que Pemex se encuentra entre las petroleras americanas cuyas calificaciones están entre el grado de inversión y el grado especulativo.

De acuerdo con analistas de la calificadora, un emisor que cae en las calificaciones especulativas pierde la posibilidad de entrar a mercados que ofrecen condiciones competitivas de financiamiento, y están sujetos al riesgo de que una parte de los tenedores de sus bonos se deshagan de ellos.

En el caso de Pemex, destacaron que la rebaja vendría alineada con una degradación en la nota soberana de México.

La semana pasada, el analista para la petrolera en Moody’s, Pete Speer, dijo que Pemex podría sufrir una degradación, si el apoyo financiero del gobierno hacia la petrolera resulta inferior a sus requerimientos, y si se profundiza la declinación de las reservas probadas o si continúa bajando la producción del petróleo.



Source link

Dejar respuesta