Uber ampliará sus operaciones a los cielos de La Gran Manzana, donde sus usuarios podrán contratar viajes en helicóptero al aeropuerto internacional John F. Kennedy a través de la aplicación.

La compañía anunció su oferta de Uber Copter asegurando que los viajes hasta y desde el Bajo Manhattan estarán disponibles para todos los usuarios de Uber a partir del 7 de octubre. Uber ya facilitó esta posibilidad a todos sus miembros premium en junio.

El viaje, que toma unos ocho minutos, costará entre 200 y 225 dólares por persona (3 mil 900 y 4 mil 400 pesos mexicanos), e incluirá transporte terrestre en cualquier extremo del viaje. Los pasajeros podrán llevar una pequeña maleta y tendrán que ver un video de seguridad antes de despegar, al igual que pasa en los aviones. Los precios de Uber son muy similares a los de competidores como Blade, que ofrece un vuelo a JFK desde Manhattan por 195 dólares. No obstante, estos servicios no ofrecen transporte terrestre en el destino final.

Los vuelos en helicóptero de Uber están operados por HeliFlite Shares, una firma licenciada con sede en Nueva Jersey. Por ahora, los viajes de Uber llevando pasajeros al helipuerto de Manhattan estarán disponibles solo para el extremo sur de la isla. No obstante, podría expandir gradualmente la zona de recogidas en Manhattan, dijo Eric Allison, jefe de Elevate, el programa de servicios aéreos de la firma.

JFK es uno de los mayores aeropuertos del país y los trayectos en auto desde la congestionada Manhattan pueden durar entre una y dos horas, mientras que en transporte público se puede tardar entre 50 y 75 minutos.

Ante el aumento de la preocupación por la congestión y las emisiones de los vehículos, Uber espera que su proyecto allane al camino para Uber Air, un servicio de taxi futurista que buscará transportar pasajeros en aparatos eléctricos «de despegue y aterrizaje vertical».

La compañía planea lanzar servicios de vuelos comerciales eléctricos en Los Ángeles, Dallas y Melbourne (Australia) en 2023. Los usuarios tendrían que tomar los viajes desde lo alto de edificios designados. La firma se asoció con los fabricantes aeronáuticos Boeing Co, Bell Helicopter, Embraer SA, Mooney International Corp, Pipistrel y Karem Aircraft Inc para desarrollar los aparatos, que solo están disponibles como prototipos en la actualidad.



Source link

Dejar respuesta